Palabras de Andrés Manuel López Obrador, presidente del Comité Ejecutivo Nacional de MORENA en San Francisco

  Boletín 017-075

Descargar: b17-075

San Francisco, California, 20 de marzo de 2017

Amigas y amigos:

Hemos venido aquí para manifestar nuestro apoyo y solidaridad a mexicanos y  migrantes que padecen de acoso y discriminación, pero el propósito de esta visita es también hacer conciencia, en la medida de nuestras posibilidades, entre sectores conservadores de Estados Unidos que, víctimas de la manipulación, piensan que sus males, sus problemas son causados por los extranjeros, por los migrantes.

En estos momentos en que la propaganda gubernamental azuza a unos contra otros y explota con irresponsabilidad el patrioterismo, el chovinismo y el odio, nuestro deber es aclarar que los problemas económicos y sociales, en Estados Unidos y en el mundo, se producen casi siempre por la corrupción política, por la impunidad, por el uso faccioso del gobierno y por la mala distribución del ingreso y de la riqueza.

El caso de Estado Unidos es muy ilustrativo de cómo el simple progreso material no necesariamente genera  mejores condiciones de vida y de trabajo. La economía de este país es, por mucho, la más grande del mundo. Sin embargo, en el índice de calidad de vida correspondiente a 2016, Estados Unidos aparece en el lugar número 13, por debajo de Irlanda, de Suiza, de Noruega, de Luxemburgo, de Suecia, de Australia, de Islandia, de Italia, de Singapur y de Finlandia.

En cuanto a las 30 ciudades con mejor calidad de vida en el mundo, 18 de ellas se encuentran en Europa; seis, en Oceanía; cuatro en Canadá; una en Asia, y sólo una precisamente, ésta, San Francisco en territorio estadunidense.

Es evidente, es claro que en este país hay un déficit social muy importante. Ello se expresa en forma lamentable, cruda en los 45 millones de pobres que existen en Estados Unidos, cerca de un 15 por ciento de su población.

Por eso, es lamentable que en lugar de proponerse una reducción de la pobreza y la desigualdad social, el gobierno de Estados Unidos responsabilice a extranjeros, a los mexicanos por sus problemas sociales.

En vez de construir muros y perseguir migrantes y usar la fuerza, sería más humano y más eficaz contar en todo el mundo, y aquí en Estados Unidos, con buenos gobiernos y procurar mejores niveles de bienestar.

Este es el espejo en que debería verse la vida pública de Estados Unidos. No repartir culpas a diestra y siniestra, sino empezar por aceptar que algo anda mal cuando una enorme potencia económica y tecnológica mantiene a su pueblo en niveles de bienestar y desarrollo por debajo de otras naciones, y a un sector de ella, por debajo del nivel de pobreza.

Algunos datos que es importante conocer: en pobreza, Estados Unidos ocupa el lugar 36 entre los países del mundo; en corrupción alcanza el 18. Es una de las sociedades con mayor desigualdad. Según la OCDE, el salario promedio en Estados Unidos es menor que en Luxemburgo, Holanda, Australia, Bélgica, Alemania, Francia, Nueva Zelanda, Irlanda, Inglaterra, Canadá y Japón. El Foro Económico Mundial coloca a los Estados Unidos en el lugar 16, con respecto a la calidad educativa y la ONU le otorga el sitio 28 en materia salud.

Hoy precisamente se celebra el Día Internacional de la Felicidad, no aparece Estados Unidos en los 10 primeros lugares con más felicidad del mundo. A ello ha de agregarse que en este país no existe, como en otros, progresividad en el pago de impuestos. Proporcionalmente hablando, contribuyen más los trabajadores y los integrantes de las clases medias que las grandes corporaciones industriales, comerciales y financieras.

Hay aquí potentados que evaden el pago de impuestos. En este aspecto, Estados Unidos es el país del mundo que pierde la mayor cantidad de dinero, 337 mil millones de dólares al año por evasión fiscal.

Además aquí, en este país,  se privilegia más que nada el gasto armamentista. El presupuesto de Defensa del gobierno de Washington es de 522 mil millones de dólares al año, 522 mil millones de dólares al año, con relación al presupuesto de México nada más este gasto armamentista de Estados Unidos significa tres veces el presupuesto de México, del presupuesto público de nuestro país.

Este gasto de 522 mil millones de dólares supera también el gasto armamentista conjunto de China, Rusia, Arabia Saudita, Reino Unido, Francia, Alemania, Japón, India e Israel, según cifras del Instituto Internacional de Estudios Estratégicos (IISS).

Ahora Donald Trump está proponiendo al Congreso un  gasto militar de 574 mil millones de dólares, es decir, quiere que se incremente el gasto militar en 10 %, al mismo tiempo que el presupuesto destinado a la vivienda se reduce 14 %, lo destinado a transporte 13% menos, lo destinado a la educación de acuerdo a la propuesta de Trump 14% menos, lo destinado a la salud 16% menos, lo destinado al ramo de justicia 20% menos, lo destinado a la agricultura 21% menos, al trabajo 21% menos, a programas de desarrollo 29% menos y al medio ambiente 31% menos.

Es increíble, pero el presupuesto que propone el presidente Donald Trump para construir el muro y perseguir migrantes asciende a 5 mil 300 millones de dólares, casi lo mismo que se destinará, según el proyecto de Donald Trump, 5 mil 700 millones de dólares a la agencia encargada del medio ambiente, lo que costaría el muro y toda la estrategia de perseguir a migrantes en Estados Unidos equivale a todo el presupuesto que se quiere destinar al medio ambiente.

Esto explica, en mucho, por qué hay mayor calidad de vida en Irlanda, en Noruega, en Suecia, en Islandia, en Dinamarca, en Italia que en Estados Unidos; por qué los sistemas de salud pública en estas naciones son notablemente superiores al estadunidense, y por qué aquí se ha deteriorado tanto el estado de bienestar. Esto permite comprender también por qué en este país no existe el derecho a la educación pública gratuita y de calidad en todos los niveles escolares.

Luego entonces, ¿por qué en vez de culpar a los migrantes no se dice la verdad y, lo más importante, por qué no se cambia la actual política económica para dar prioridad a las necesidades materiales y espirituales de los habitantes de esta gran nación?

Amigas y amigos:

La historia misma de San Francisco muestra hasta qué punto es posible una transformación social orientada por el afán de un mundo mejor. Esta es una ciudad ejemplar no es casual que sea ésta la única ciudad estadunidense que figura entre las 30 con mejor calidad de vida en el mundo.  Significativamente, la ciudad debe su nombre a Francisco de Asís, el diácono que rechazó la opulencia material y consagró su vida a la búsqueda del bienestar verdadero.

Pero, aunque San Francisco es una ciudad plural y muy humana, un auténtico santuario de la libertad y la tolerancia, no dejemos de hacer conciencia entre quienes han sido manipulados por la campaña que busca estigmatizar a mexicanos y a extranjeros. Caminemos hacia el ideal de un mundo sin discriminación, ni fronteras en el que reinen la justicia, la paz y la fraternidad.

Cuando hablamos de bienestar no sólo nos referimos a la satisfacción de necesidades materiales, sino también al fortalecimiento de principios  sociales, morales, culturales y espirituales.

Ciertamente, nadie puede ser feliz sin trabajo, sin alimentación, sin vivienda y sin servicios de salud.   Toda persona en situación de pobreza se ve obligada a resolver primero su subsistencia antes de ocuparse de tareas políticas, científicas, artísticas o espirituales.

Pero, el sentido de la vida no debe reducirse únicamente a la obtención de los satisfactores materiales; no debemos reducir nuestra existencia a la posesión y a la acumulación de bienes y riquezas.  “No sólo de pan vive el hombre”.

Un individuo, cualquier persona, sin apego a una doctrina o a un código de principios no necesariamente logra la felicidad. En algunos casos, inclusive, el triunfar a toda costa, sin escrúpulos morales de ninguna índole, conduce a una vida vacía y deshumanizada. De ahí que debe buscarse siempre el equilibrio entre lo material y lo espiritual: procurar que a nadie le falte lo indispensable para la sobrevivencia y cultivar los mejores sentimientos y actitudes hacia nuestros semejantes.

Al gran poeta José Martí le resultaban “abominables los pueblos que, por el culto de su bienestar material (decía) olvidan el bienestar del alma, que aligera tanto los hombros humanos de la pesadumbre de la vida, y predispone gratamente al esfuerzo y al trabajo”.

Amigas y amigos:

Por nuestra parte, y esto lo venimos a decir a San Francisco, a ustedes, con toda sinceridad como lo hemos venido repitiendo en las ciudades de Estados Unidos, estamos en México trabajando con intensidad en lo que nos corresponde: tenemos la importante tarea de acabar con la corrupción que es el principal problema de México, ese es el principal problema de México, por eso hay pobreza, por eso hay desigualdad social, por eso ustedes se han visto obligados a emigrar, por la corrupción hay inseguridad y hay violencia, lo tenemos bien analizado, pensado, reflexionado, el principal problema es la corrupción, y vamos a acabar con la corrupción, no se va a disminuir o aminorar, no se va a mantener a la raya, se va a acabar, se va a erradicar, se va a cortar de tajo con la corrupción en el país.

Y ustedes por todos los migrantes van a tener la libertad para decidir si se quedan en Estados Unidos o regresan a sus pueblos, porque se va a garantizar el derecho de los  mexicanos al trabajo y a la justicia,  a eso venimos a informar.

Estamos completamente convenidos que si terminamos con la corrupción, si limpiamos al gobierno de corrupción, de arriba para abajo, como se limpian las escaleras se va a lograr el renacimiento de México, así vamos a desterrar la pobreza, vamos a contrarrestar la desigualdad monstruosa que hay desgraciadamente en nuestro país  y se va garantizar a todos los mexicanos el derecho al trabajo, el derecho a un salario justo para que el mexicano pueda trabajar, pueda progresar, pueda ser feliz donde nació, donde están sus familiares, donde está su cultural, donde están sus tradiciones.

Les informo que estamos construyendo comités cívicos en Estados Unidos para defender a migrantes. Hoy viene una información interesante en la prensa, no está bien calificado el presidente Donald Trump, lleva poco tiempo y está cayendo en su popularidad, lo que se equivocó con la campaña de odio, engañó y obtuvo la presidencia de Estados Unidos, pero con esa campaña no va a poder gobernar y no van a poder reelegirse, porque el pueblo estadounidense es un pueblo inteligente, liberal, demócrata que no se le va a poder estar engañando siempre, esa campaña no está prosperando, porque no quiere el pueblo estadounidense la abstinencia, no quiere tanta confrontación, lo que quiere el pueblo estadounidense es que haya justicia y bienestar.

Aquí, en San Francisco, nos está ayudando en todo lo que es el estado de California, Jaime Bonilla que es el presidente de MORENA en Baja California, él está coordinando las siguientes acciones que se sepan, que se conozca:

1.- Ya se está imprimiendo en inglés y en castellano, y ya se distribuye, el periódico Regeneración.

La historia de este periódico es extraordinario, porque le pusieron así al primer periódico que hubo para enfrentar a la dictadura porfirista los hermanos Flores Magón, editaron aquí, en Estados Unidos un periódico que se llamaba Regeneración y pasaba la frontera y llegaba a los pueblos de México para orientar, para hacer conciencia, ahora miren las vueltas que dan la vida, ahora se están haciendo también aquí este periódico para hacer conciencia en Estados Unidos y no solo con los migrantes, hacer conciencia, tocarles el corazón de los estadounidenses para que respeten los derechos humanos y que no  haya odio en esta gran nación, para eso es este periódico.

2.- También les informamos que en Tijuana se abrió una oficina con abogados calificados, honestos para defender a los migrantes, para defender a nuestros paisanos, aquí viene información y se va a dar conocer más a detalle la ubicación de esa oficina y cómo establecer comunicación cuando se requiera, cuando se necesite, sin cobrar nada, pero no solo eso, sin ningún compromiso político-electoral, es lo que estamos haciendo no es por ganar votos, esto lo hacemos por convicciones, por ideales, por principios.

3.- También les doy a conocer que hace apenas cinco días presentamos una denuncia ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos que suscribieron 12 mil personas, no solo mexicanos, también de otras nacionalidades y estadunidenses, una denuncia en contra por la construcción del muro, una denuncia ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, una denuncia sobre todo  por esa orden arbitraria de perseguir a los migrantes en este país.

Amigas y amigos:

Tengo la convicción de que los problemas que aquejan a México y a Estados Unidos se resolverán en la medida en que los gobiernos de ambos países se consagren a superar la desigualdad económica y social, a enfrentar la pobreza y desterrar la corrupción en sus respectivos territorios y entonces veremos el surgimiento de era nueva de libertad, de justicia, de fraternidad en los dos lados de la frontera.

Amigas y amigos:

La buena nueva, se los digo así con sinceridad, con firmeza y también con alegría, porque debemos tener mucha fe, fue muy importante mantener nuestra lucha en México, a pesar de los pesares, fue muy importante la perseverancia, imagínense si después de que  nos robaron la primera vez la presidencia en el 2006, si nos hubiésemos hecho a un lado, si nos hubiésemos retirado, peor aún si nos hubiésemos vendido,  no existiría ahora este movimiento.

Por eso, la nueva buena es que en nuestro país, en nuestro querido México está en marcha un proceso de transformación impulsado por millones de ciudadanos, millones de mujeres y hombres de buena voluntad, conscientes de la necesidad de un cambio verdadero, de todas las clases sociales están participando en la transformación de México, pobres y ricos, religiosos, libres pensadores, pobladores del campo y de la ciudad, de todas las corrientes del pensamiento, y les digo que pronto, muy pronto, más temprano que tarde, se va a lograr el renacimiento de México y la felicidad del pueblo.

Es importante insistir que luchamos por el bienestar material y el bienestar del alma, la felicidad no solo es acumular bienes materiales, riquezas, fama, títulos, la verdadera felicidad es estar bien con uno mismo, estar bien con nuestra conciencia y estar bien con el prójimo, por eso es esta lucha.

¡Que viva la ciudad de San Francisco! ¡Que vivan los migrantes¡ ¡Que vivan los migrantes mexicanos! ¡Que viva México! ¡Que viva México! ¡Que viva México!

San Francisco, California, 20 de marzo de 2017.  *****

Artículos Relacionados

  1. Discurso de Andrés Manuel López Obrador, presidente del Comité Ejecutivo Nacional de MORENA en Chicago
  2. Mensaje de Andrés Manuel López Obrador, presidente del Comité Ejecutivo Nacional de MORENA en El Paso, Texas
  3. Mensaje de Andrés Manuel López Obrador, presidente del Comité Ejecutivo Nacional de MORENA, en Nueva York